¿Qué hacer en caso de una mordedura de perro?

Esta es una imagen ilustrativa y no corresponde a la historia que aquí se narra

Por Gladys Trujillo

Un perro de tamaño mediano muerde a un niño. El pequeño se asusta, grita y va con su madre. El brazo le duele y sangra. La señora no sabe que hacer de manera inmediata. Toma al niño y titubea unos segundos.

La decisión correcta que debería tomar la mujer es lavar la herida con agua y jabón, secar y luego llevar al niño a la clínica. Pero no lo hace.

Lleva al niño ensangrentado a la Dirección del Centro de Control Animal Municipal de la ciudad de Guadalajara.

Pero ahí no lo pueden atender porque la oficina no cuenta con el material de curación adecuado y ese tipo de heridas deben ser tratadas en una clínica.

En al oficina del doctor Guillermo Korkowski, director de la unidad, la médica veterinaria zootecnista (MVZ) Orietta Merlos, explica los pasos a seguir en caso de mordedura.

“Primero hay que lavar la herida con agua y jabón (como se señaló arriba), después llevan a la persona herida a la clínica a la que están afiliados” dice la doctora Merlos

Ahí deberán realizar la curación. Posteriormente pedirán que se levante un “parte de lesiones” que es un reporte donde se asienta que el daño fue causado por un perro, la zona afectada y demás especificaciones.

“Después de que sean atendidos, deben dirigirse a nuestras instalaciones (Puerto Melaque #2785, Col San Isidro) para que nosotros nos hagamos cargo de visitar al dueño del animal y hacerle una recomendación para que se mantenga alerta de su mascota” platica la señora Orietta.

Actualmente,  se han logrado cambios sustanciales en el reglamento de animales con respecto a la tenencia responsable, que compromete más al dueño en el cuidado y manejo. Entre esos puntos destacan la correa obligatoria para paseos, sanciones a los dueños que dejen solos a sus perros o que los abandonen. También se reforzó el apartado sobre perros considerados peligrosos, sus respectivas correas y papeles donde se asienta la peligrosidad del animal. Además de que el can debe contar con todas las vacunas y su respectivo registro,  necesario para este tipo de circunstancias. Precisamente para evitar en medida de lo posible los ataques.

Las multas serán económicas o de cárcel según la gravedad de la falta.

Entonces (y volviendo a la situación de la señora) ¿Por qué llegó a Control Animal antes de pasar a la clínica?

“Porque de la clínica la mandaron para acá” responde la doctora Merlos. “Estas confusiones suceden generalmente porque no tenemos la difusión necesaria por falta de recurso y porque entre las distintas dependencias no existe la comunicación suficiente. Todos estos incidentes están explicados en los respectivos reglamentos, pero muchas veces no los leemos y es ahí donde cometemos los errores”.

  1. Como siempre, el gobierno haciendo mal su trabajo.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: